jueves, 28 de octubre de 2010

Gemoastrología: Una herramienta de Sanación

El campo de las Terapias Vibracionales nos abre un amplio panorama en el ámbito de la Sanación.

Existen otras técnicas que combinadas a la Astrología, logran estimular o resolver algunos temas que nos preocupan.

Te invito a leer mi artículo "Gemoastrología: Una herramienta de Sanación" en www.armoniaysalud.es

Y si decides comenzar este Camino de Autoconocimiento y Sanación, puedes comunicarte a

sanarconcristales@gmail.com

terapiasconfloresygemas@gmail.com

Lugar: zona Lavalle y Callao (CABA)

Informes y turnos:

011-4372-6553/011-15-6263-7224

lunes, 25 de octubre de 2010

NOTICIAS SOBRE EL 8º CONSEJO INTERNACIONAL DE LAS TRECE ABUELAS INDÍGENAS EN JAPÓN


Carta de la Abuela Clara Shinobu Iura, del Consejo de las 13 Abuelas Indígenas

Japón, 23 de octubre de 2010

Vamos a Kagoshima!

Como ustedes saben, las fuerzas de la Madre Naturaleza están tomando una vez más decisiones por nosotras. Servimos a estas fuerzas y nos inclinamos humildemente ante su poder. La mayor lluvia de los últimos 125 años cayó sobre la isla de Amami Oshima ayer, 20 de octubre. Las inundaciones han alterado muchos aspectos prácticos de la vida en Amami. A pesar de que las aguas están remitiendo, no hay vuelos a Amami a partir de hoy (22 de octubre) y hemos decidido celebrar nuestro Consejo en Kagoshima, por lo cual ahora las Abuelas están viajando hacia allí. Les daremos más información tan pronto como sea posible.

Las Abuelas nos hemos unido para traeros el mensaje de las profecías, y estas nos advierten que hay que cuidar la naturaleza y abrir nuestros corazones a la oración, tan necesaria en estos tiempos de gran transformación. Como seres humanos que hemos causado daños irreversibles a nuestra Madre Tierra, ahora la única solución es que nos unamos.

El Consejo de las 13 Abuelas se han reunido ya durante tres días en Nagoya y ha participado de la conferencia COP10 sobre Diversidad Biológica Mundial, en la que afirmamos la necesidad de cuidar a nuestra Madre Tierra. Las Abuelas pedimos a los que tienen poder sobre el futuro de nuestro planeta que alcancen un mayor discernimiento en sus decisiones, porque un gran peligro ya amenaza a nuestro planeta.

Estas tormentas se manifiestan como una prueba del peligro real y, también, como una prueba para nuestra misión. Todo lo que podíamos hacer era rezar por aquellos hombres que han olvidado su verdadera naturaleza y tratan de controlar la vida natural. Pero nadie puede controlar la lluvia y los fenómenos de la naturaleza. A pesar de todos sus conocimientos científicos, nadie puede controlar esas fuerzas.

Hemos completado nuestros eventos en Nagoya, y realizado nuestras oraciones. Y mientras nos preparábamos para ir a Amami Oshima hemos recibido la inesperada noticia de estas lluvias torrenciales. Nos encontramos con la tormenta dentro de nosotros mismos, sin noción de qué hacer, pero una vez más nos hemos recuperado con nuestras oraciones recobrando el equilibrio. Una vez más confirmamos que nuestra misión en la tierra está destinada a que la gente despierte, porque el tiempo ya ha llegado.

No hay coincidencias en el mundo. Precisamente ahora que estamos en Japón, llega la treceava tormenta de la temporada, anunciando nuestra presencia y manifestando nuestra visión. Nuevamente recibimos otra advertencia, dentro de todas las advertencias anteriores. Es hora de que la gente de la tierra despierte y elevemos nuestra conciencia a la verdad de todos los espíritus que reinan sobre nosotros. Este es un momento de gran transformación en que todos los hombres y mujeres que creen en el Espíritu bajo cualquier forma de culto, se unan para rescatar al planeta. El momento es ahora, muchos más desastres inimaginables caerán sobre la tierra si seguimos por este camino. Es necesario arremangarse para trabajar unidos y conectar con el Gran Espíritu.

En realidad, la re-unión ya ha comenzado. Quizás muchos de ustedes estén experimentando sus propias tormentas personales. Os damos las gracias a muchos de ustedes que ya están alineados con nosotras y nos apoyáis en este difícil momento. Todos creen que este es un gran momento, nadie con quien hayamos hablado se resiste y todas y todos perseveran en su intento de unirse a nosotras. Saben que algo muy importante va a pasar, sobre todo para la propia transformación.

Las personas se están uniendo gracias los desastres naturales en nombre de la unidad y el amor, entregándose a las necesidades inmediatas del mundo, tal como nosotras las abuelas hacemos todos los días.

Tenemos que dejar de lado nuestras expectativas acerca de lo que vendrá. Todo lo que experimentemos actualmente es sólo un pequeño ensayo de los tiempos por venir. Animamos a todos a reunirse con nosotras en los rezos por el pueblo de Amami, Japón y por las personas afectadas por las tormentas.

Os damos gracias por vuestras oraciones y esperamos estar con ustedes en Kagoshima. A través de nuestra web podréis tener infomación actualizada.

Con AmorAbuela Clara Shinobu Iura

jueves, 7 de octubre de 2010

Mis intenciones para la Luna Nueva: Mis relaciones con los demás:

Te invito a leer este hermoso texto y revisar este ámbito en tu vida, la Luna Nueva nos da un momento de introspección para escrutar el tejido de nuestras relaciones.

"Tú y yo vivimos en una relación que valoro y quiero conservar. Sin embargo, cada uno de nosotros es una persona diferente, con sus propias necesidades y el derecho de satisfacerlas. Cuando tu tengas dificultades para resolver tus problemas, trataré de escucharte cordialmente y ayudarte, con el objeto de que encuentres tus propias soluciones en lugar de depender de las mías. De la misma manera, trataré de respetar tu derecho a escoger tus propias ideas y a desarrollar tus propios valores, aunque sean diferentes a los míos. Cuando tu actividad interfiera con lo que debo hacer para la satisfacción de mis necesidades, te comunicaré abierta y honestamente cómo me afecta tu conducta, confiando en que tú me comprenderás y ayudarás en lo que puedas. De la misma manera, cuando alguno de mis actos te sea inaceptable, espero que me comuniques con sinceridad tus sentimientos. Te escucharé y trataré de cambiar. En las ocasiones que descubramos que ninguno de los dos puede cambiar su conducta para satisfacer las necesidades del otro, reconozcamos que tenemos un conflicto que requiere solución. Comprometámonos, entonces, a resolver cada uno de estos conflictos, sin recurrir al uso del poder o de la autoridad, para tratar de vencer a expensas de la derrota del otro. Respeto tus necesidades pero también quiero que respetes las mías. Esforcémonos siempre para encontrar una solución que sea aceptable para ambos. Tus necesidades serán satisfechas y también las mías. Ambos venceremos y ninguno será derrotado. De esta forma, tú podrás continuar tu desarrollo como persona mediante la satisfacción de tus necesidades y yo también podré hacerlo nuestra relación podrá ser lo suficientemente positiva para que, en ella, cada uno de nosotros pueda esforzarse para llegar a ser lo que es capaz de ser. Así podremos continuar relacionándonos el uno y el otro con respeto, amor y paz mutuos."

Texto de THOMAS GORDON